32 aplicaciones del aloe vera

​Rica por sus múltiples beneficios, te contamos las propiedades y usos de la conocida como planta de la inmortalidad.

Propiedades del Aloe Vera

El aloe vera o aábila (Aloe Barbadensis Miller) es una planta perenne perteneciente a la familia de las liliáceas que ofrece un sinfín de usos para la salud y para la cosmética. Rica por sus beneficios terapéuticos, es conocida como la planta de la inmortalidad.

Rosa González, asesora de belleza, naturópata y experta en terapias alternativas en Herbolario Capitán Haya de Madrid (917 705 393), nos detalla las propiedades medicinales del aloe vera:

Publicidad
  • Contiene vitaminas A, del grupo B, C, mucílagos, minerales, taninos, aceites, ácidos grasos (oleico y linoleico), aminoácidos.
  • Tiene la propiedad de regenerar las células de la piel.
  •  Tiene acción digestiva.
  • Tiene efecto depurativo.
  • Favorece la regeneración de tejidos internos.
  • Elimina hongos y virus.
  • Regenera las células de la piel.
  • Tiene efecto analgésico.
  • Protege el sistema inmunitario.
  • Posee acción antiinflamatoria.

Por todo ello, los usos medicinales del aloe vera son:

  • Aplicando el gel localmente, es capaz de evitar y favorecer la desaparición de las ampollas.
  • Uso local del aloe vera sobre varices y venas varicosas.
  • Combate las irritaciones cutáneas.
  • La pulpa del aloe alivia el escozor y picos provocado por las picaduras de insectos, medusas o incluso ortigas.
  • Para los casos de conjuntivitis.
  • Se utiliza para colitis ulcerosa, colon irritable y enfermedad de Crohn.
  • Por su efecto cicatrizante es muy efectivo para eliminar o difuminar cicatrices y otras marcas en la piel como, por ejemplo, estrías.
  • Para pies y piernas cansadas
  • Favorece la buena salud de las encías, combatir el sarro e incluso puede eliminar algunas manchas en los dientes y blanquearlos. Simplemente debemos masticar un trozo del gel durante unos minutos varias veces por semana.
  • Gracias a su poder analgésico y antiinflamatorio es eficaz para combatir: tendinitis, lumbago, esguinces, torceduras, golpes, etc.
  • Lo podemos usar para protegernos de los rayos del sol.
  • Tanto aplicado regularmente sobre la piel como ingiriéndola, la pulpa de aloe es muy efectiva para combatir el eccema.
  • La sábila evita el acné, y en caso de padecerlo ayuda a su eliminación.
  • Podemos usar la pulpa para limpiar heridas abiertas.
  • Cuando se aplica después del afeitado o depilación ayuda a que la piel se recupere antes y, además, evita que aparezcan rojeces y granitos.
  • El gel de la sabia se puede usar como gomina para fijar un peinado.
  • La pulpa ingerida tiene un ligero efecto laxante.
  • Frente a la irritación causada por pañales.
  • Para artritis y reuma se puede ingerir o aplicar localmente.
  • Elimina los hongos, como por ejemplo el pie de atleta.
  • Aplicando el gel o pulpa localmente favorece la desaparición de las hemorroides.
  • Evita trastornos digestivos, incluyendo ardor de estómago.
  • En casos de quemaduras por sol, aceite caliente, etc. podemos aplicar el gel del aloe directamente varias veces al día, reduciendo la inflamación y el dolor.
  • Dando un masaje en el cuero cabelludo con el aloe lo mantendremos sin caspa y sano.
  • Es capaz de eliminar la candidiasis vaginal.
  • Aplicada con regularidad, evita la aparición de arrugas y elimina o difumina las ya existentes.
  •  Limpia la piel en profundidad.
  • Elimina las manchas de la piel, especialmente las causadas por el sol.
  • Por su acción analgésica podemos masticar o poner un trozo de gel de aloe en una muela que nos duela.
  • Alivia el dolor de cabeza, especialmente el causado por sinusitis.
  • En caso de herpes labial únicamente hay que aplicar localmente un poco de gel varias veces al día para combatirlo.
  • Alivia dolores musculares, torceduras o dolores en las articulaciones.