5 retoques estéticos que no se notan y te dejan muy buena cara

​Si estás pensando en hacerte "algo" pero que no requiera el siempre temido paso por el quirófano, atenta a estas soluciones y prepárate a escuchar muchas veces "¡Qué buena cara tienes!".

Lo más popular

Cada vez son más las opciones que tenemos para mejorar nuestro aspecto sin tener que pasar por el quirófano. Las clínicas de estética tienen un amplio abanico de tratamientos y retoques que nos ayudan a estar más guapas sin tirar de bisturí ni cambiar tus rasgos naturales.

El dr. Simón Dray de la Clínica Dray Anti-aging nos revela los 5 retoques con efecto "Buena cara" de los que sólo notarás los buenos resultados.

Publicidad

1. Mesolift o mesoterapia revitalizante: se realiza totalmente a la carta, según la edad y el tipo de piel de cada persona. Ilumina y tensa los tejidos gracias a realizar pequeños pinchazos con un cóctel de activos personalizado para cada paciente. Vitaminas, aminoácidos y oligoelementos directos al rostro, cuello y escote que hidratan, levantan e hidratan gracias al ácido hialurónico proporcionando un aspecto rejuvenecido y fresco.

Lo más popular

2. Peeling controlado: Es un tratamiento ideal para "resetear" el cutis ya lo regenera y activa las células. La piel gana luz y las pequeñas arrugas se afinan y se atenúan las manchas. Consiste en aplicar activos químicos que eliminan de forma controlada una capa superficial de la piel estimulando la renovación celular. Está recomendado para pieles envejecidas por el sol, hiperpigmentadas, rugosas o apagada. Hay que tener en cuenta que con este tratamiento la piel sufre un ligero "pelado" de la piel y hay que seguir un tratamiento en casa para regenerar la piel y renovarla que dura entre 1 semana y 10 días.

3. Hidroxiapatita cálcica+Ultrasonidos: es perfecto para rostros que han perdido firmeza ya que combate la flacidez sin un efecto artificial. En la Clínica Dray combinan dos técnicas para realizarlo. La Técnica de la Corona usa un inductor de colágeno por una línea imaginaria debajo del pelo desde la frente hasta las orejas que reafirma los tejidos. La segunda técnica es el uso de los Ultrasonidos focalizados HIFU, que tienen más penetración en la piel que la Radiofrecuencia. Actúa sobre las estructuras de la piel y es funciona de maravilla en la zona del óvalo, cuello y mentón. Sus efectos perduran en el tiempo más que otros tratamientos similares.

4. Ácido hialurónico para hidratar: Se aplica mediante pequeñísimos y múltiples pinchazos superficiales en cara, cuello y escote combinado con otros activos según las necesidades de cada piel. El resultado es una piel revitalizada, con más luz y más jugosa.

5. Lifting facial japonés: esta técnica reposiciona las facciones y mejora el tono combinando 3 disciplinas con un punto en común que es el equilibrio. El shiatsu, la reflexolgía facial y el drenaje linfático trabajan en armonía logrando sacar a la luz la belleza natural oculta tras el estrés y cansancio que nos acompañan en nuestro día a día.

crema hidratante cara
Artículos relacionados