Los niños con perro tienen menos riesgo de padecer asma

​Y si viven en una granja, esta enfermedad será casi inexistente.

Según un estudio realizado por el departamento de Ciencias Médicas y del Laboratorio de Ciencias para la Vida de la Universidad de Uppasala, en conjunto con el Instituto Karolinska de Estocolmo los niños que crecen con perros, tienen un 15% menos de posibilidades de padecer asma. 

El estudio se ha elaborado analizando las formas de vida y costumbres de un millón de niños y, entre los factores estudiados, están si los padres son asmáticos, su zona de residencia o el nivel económico de la familia. 

Publicidad

El estudio ha tenido en cuenta qué niños tienen perro y cuáles no y esto ha sido posible porque los propietarios de estos animales tienen que estar inscritos es un registro oficial. Este hecho ha facilitado que los investigadores puedan cotejar estos datos con los medicamentos que han consumido. 

Así que este estudio confirma la teoría que muchos médicos defienden de que crecer en compañía de un perro protege a los más pequeños a la hora de desarrollar enfermedades respiratorias. De hecho, hay estudios que aseguran que criarse en una granja reduce a la mitad el risego de padecer asma.